mayo18 , 2021

Gráfico. Diseño halla campo entre lo comercial y lo artístico

Related

Compartir

A sus 25 años de edad y con tres de carrera oficial en el diseño gráfico, Mauricio Carreto expresa haber entendido el balance correcto para vivir de una carrera con tintes artísticos y de mercadotecnia. El joven poblano refiere que si bien ha destacado al ganar diferentes reconocimientos en diversas ramas de la industria, no lo ha hecho por ego o presunción, en realidad lo ha realizado para formar un currículum amplio, generar mayor alcance ante posibles clientes y superarse en su carrera profesional.

Si bien Carreto destaca el aprendizaje formal en la universidad, admite que fue gracias a plataformas digitales como YouTube e Instagram que pudo adquirir los conocimientos que le han llevado a destacar y publicitar su trabajo. De esta forma, se considera un diseñador formado en escuelas tradicionales, pero con un apego fructífero hacia las diferentes herramientas que le ofrecen la tecnología.

“Fue algo muy complejo, pues al tener un papá que tiene una empresa de mecánica industrial y una mamá que también tiene un apego a esos giros, tuve que decidir ser la oveja que buscaría destacar en el ámbito artístico”. Asimismo, destacó su inicio de diseñador y resaltó lo importante que fue el apoyo de sus padres para tomar este camino: “Yo tomé esa decisión, porque mi papá y mi mamá siempre me decían que yo estudiara e hiciera lo que a mí me gustara”, puntualizó.

Previo a decidir inscribirse a la carrera de Diseño Gráfico, Mauricio relata la manera en que analizó el tipo de mercado al que se enfrentaría, sus oportunidades y retos, ya que pese a su interés por el mundo de la ilustración tenía un gran desconocimiento del mismo: “No conocía diseñadores, la industria, vaya ni El Carmen conocía”.

Posterior a la investigación de campo y tras descubrir que existían ilustradores que laboraban diseñando carteles de conciertos, portadas de música y un mundo empresarial entorno al diseño gráfico, Carreto comenzó una carrera donde después de cuatro años de estudio y tres como profesional se ha hecho acreedor de diferentes reconocimientos.

Dentro de los premios que destacan se encuentra A! Diseño, donde obtuvo tres nominaciones y logró ganar en la categoría de empaque por su trabajo en el diseño de las botellas y etiquetas del Mezcal Colores de Oaxaca, mismo trabajo que le llevo a ser ganador de los Clap Platinum 2020 como Mejor ilustración aplicada al Packaging en noviembre del 2020, que comprende de una competencia internacional donde participan diferentes ilustradores y agencias publicitarias de toda Iberoamérica.

El joven poblano asegura que ha encontrado en este tipo de concursos una nueva manera de conectar con un mercado internacional, algo que para muchos ilustradores de México podría ser un gran reto; por ello, este 2021 decidió volver a participar en estas competencias donde actualmente ha sido nominado en tres ocasiones. No obstante, refiere que el uso adecuado de las redes sociales, en especial, Instagram se han convertido en catapulta esencial para llegar a más clientes de diferentes entornos.

“Creo que cualquier diseñador puede ganar estos concursos, solo es cuestión de perder el miedo a competir contra las grandes agencias que participan en ellos, es difícil participar como independiente, pero si se atreven y confían en su trabajo podrían ser acreedores de uno de estos reconocimientos”.

Por último, Mauricio Carreto explicó que el mejor consejo a nuevos y viejos diseñadores consiste en aprovechar cada oportunidad y medio.

AFM

spot_img